El Paraíso Rural, un día de campo cerquita de Rosario

El domingo fuimos a un lugar alucinante para descubrir la historia de los inmigrantes de nuestra región y disfrutar de un día al aire libre.

El Paraíso Rural se encuentra en la localidad de Carrizales, a 70 km de Rosario y es de muy fácil acceso por la Autopista Rosario-Santa Fe y las rutas 91 y 10 que están en muy estado. La entrada a el Paraíso se encuentra a la derecha de la ruta, antes de llegar al pueblo de Carrizales y no hay camino de tierra así que no teman si llovió un poco los días previos.

Al llegar a El Paraíso nos recibió Nilda, su dueña y anfitriona durante todo el recorrido. La visita lo vale sólo por charlar un rato con ella. Es un encanto de persona y con una energía y pasión por lo que hace que contagia.

La visita comienza cerca de las 11hs con un recorrido por el Museo del Inmigrante. En un galpón de 1880 se encuentran objetos históricos que pertenecieron a los inmigrantes italianos que se instalaron en la zona para trabajar el campo. Hay maquinarias, muebles, diarios, utensilios de cocina y cientos de cosas traídas en barco desde Europa y que fueron pasando de generación en generación.

Al salir del Museo nos esperaban con una picada exquisita con quesos hechos en el pueblo, quinotos en almíbar hechos por Nilda y pan casero. Repusimos fuerza y seguimos recorriendo el predio para conocer los frutales, la huerta, el rincón de aromáticas y la cueva de los duendes, un espacio formado entre árboles ideal para que los chicos jueguen.

El almuerzo consiste en empanadas y asado y estaba exquisito (hay opciones vegetarianas también). Por la tarde nos quedó mucho tiempo libre para disfrutar del parque y los juegos para chicos (hay toboganes, hamacas y mobiliario Montessori para los más pequeños). También hay una casita con un pizarrón para dibujar. ¡El hit de la tarde es el partido de bochas en familia ! Hay también metegol y el famoso sapito.

Culminamos la tarde con un concierto de guitarra de sambas y chacareras y pastelitos calentitos para la merienda. Antes de volver volvimos a explorar la zona del estanque a donde nadan algunos gansos y conocimos el sótano de la casa que funcionaba como lugar de guardado de carne cuando no existían las heladeras.

Es un lugar bellísimo para ir en familia y que invita al juego, la exploración y a la puesta en valor de la historia de los inmigrantes de nuestra región. Nilda y su familia son adorables, te reciben con la mejor onda y además hacen unos dulces y conservas exquisitos.

El Paraíso funciona para pasar el día (reserven su lugar por mensaje directo de Instagram o por whatsapp al 03476-15690374) pero también para eventos privados o cumpleaños. ¡Gran dato les estoy dando!

Espero que disfruten de este lugar único bien cerquita de Rosario e ideal para desconectar y vivir un verdadero día de campo en familia. ¡Compartan el dato y si van espero sus fotos como siempre!

(Visited 2.939 times, 10 visits today)